Los catalanes sí decidimos

Más que un derecho votar es una responsabilidad. La responsabilidad de decidir el futuro de tu país, sus leyes, su ética, sus prioridades. Pero si además hay alguien que intenta negarte éste derecho, votar se convierte en una necesidad, en una lucha por la libertad y contra la tiranía.

Mañana toca votar, lo que más te plazca o en blanco, pero toca, pues en no votar tan solo estaremos diciéndole a los tiranos totalitarios que somos sumisos y cobardes, que no tenemos la valentía de alzarnos, que la democracia nos queda grande.

Hubo un momento para discutir si queremos o no queremos la independencia de Catalunya, ahora lo que decidimos es si queremos o no queremos vivir en democracia. Mañana toca votar, toca por ser un toque necesario a la casta política que nos amenaza, toca por ser una muestra de que las personas nacemos libres, vivimos libres, morimos libres.

Que cada uno vote lo que su conciencia y criterios marquen, pero recordad que no votando no estáis asumiendo vuestra responsabilidad como ciudadanos de una democracia, y quien no asume sus responsabilidades no es más que un irresponsable.

Y recordad también que Rajoy desea que no acudáis a votar, pero no porque esté de acuerdo con vuestras ideas, sino porque está en contra de vuestros derechos y libertades más básicos y fundamentales, el derecho a ser libres y decidir nuestro futuro, sea éste dentro de España, sea fuera de España.

PD: Yo he viajado desde Londres para poder votar, otros incluso desde más lejos, así que no me pongáis excusas 😉

Escocia seguirá con nosotros

Finalmente han dicho NO. Los escoceses seguirán dentro del Reino Unido, aunque con un 45% en contra y un Cameron que hizo promesas de reforma se espera un nuevo debate respecto al encaje de Escocia en la Unión. Tal vez Cameron y Miliband metieran la pata al ponerse tan nerviosos y hacer promesas a la desesperada, o tal vez dichas promesas salvaran la Unión, en todo caso, el SNP sigue teniendo la sartén por el mango gracias a dichas promesas y a un descontento 45%.

Lo más importante del referendum de Escocia es que los escoceses han podido decidir su futuro, para bien o para mal la decisión era de ellos, y no del establishment, la corona o los mercados. Por eso deben estar todos contentos hoy, partidarios del sí y del no, porque su futuro lo han decidido ellos.

Si William Wallace levantara la cabeza… probablemente estaría contento. Y es que el objetivo de Wallace era una Escocia libre, pues bien, libremente han decidido seguir perteneciendo al Reino Unido y no hay mayor libertad que poder escoger con quién quieres estar.

El próximo debate separatista en estas tierras tan húmedas será el de UKIP y el prometido referendum sobre la pertenencia a la UE para 2017. Conservatives y UKIP van a poner la UE patas arriba, y dado que en Europa muchas veces se ha considerado a UK un estorbo más que una ayuda, puede que desde Bruselas hasta se lo agradezcan.

Post actualizado por la noche:

Como post-análisis cabe decir que el 99% de los medios de comunicación apoyaron el No. Haciendo que la presión mediática fuera enorme en esa dirección si bien en las calles la presión iba en sentido contrario. Las distintas dudas sobre la viabilidad de Escocia como país independiente, si podrían o no usar la libra o que incluso el Bank of Scotland dijera que se llevaría su sede de Escocia a 3 días del referendo seguramente hayan influído más que las promesas indefinidas y difíciles de creer de Cameron y Miliband, pero una vez hechas no se pueden echar atrás.

También quisiera comentar que, más allá de las ideas románticas de William Wallace y Robert de Bruce con gaiteros y caras pintadas, el verdadero motivo detrás de este movimiento independentista se encuentra en el desacuerdo político que existe entre Escocia y el resto de UK. En Escocia se detesta a los Conservatives y éstos últimos están gobernando UK una vez más, resulta frustrante ver que votas en contra de un partido y a pesar de eso te gobierna. Para colmo, los Labour tampoco gozan de mucho apoyo en una Escocia que observa cómo los centro-izquierda se aderechizan y su única opción política virada a la izquierda se convierte en el SNP, que aprovecha esa diferencia en ideología política para arremeter contra Westminster y sus “imposiciones” políticas fruto de la mayoría de que gozan esos partidos a pesar de no ser votados en Escocia.

Todo ese caldo de cultivo ha llevado a Escocia a celebrar un referendo en el que Westminster no ha tenido más remedio que tomar nota, a los escoceses no les gusta que les gobiernen desde Inglaterra, y menos aun que lo haga un partido al que no han votado ellos. Dicho lo cual, ahora se alzan voces para reformar UK y asemejarlo más a un Estado federado, veremos en que quedan tantas promesas.

Rajoy es humillado en la Casa Blanca

Se las prometían muy felices los miembros del gobierno del Partido Popular, Rajoy a la cabeza, tras conseguir por fin su ansiada reunión con Obama en la Casa Blanca. En el momento preciso, justo al comenzar el año y bajo su campaña de “éste año salimos de la crisis” junto a una subida del Ibex, la prima de riesgo por los suelos y una bajada del paro en diciembre.

Pero resulta que no. Igual que hiciera el Rey hace poco más de una semana Rajoy tropieza cuando pretende vender una España recuperada.

Primero el gesto diplomático de los regalos, mientras Rajoy le regala a Obama tres facsímiles de obras de hace 500 años, Obama obsequia a Rajoy con una caja de M&M’s. Sí, muy clarificador.

Tras eso las invitaciones, fuentes del PP vaticinaban que Obama podría llegar a invitar a Rajoy a una cena de gala, algo que se reservan para las ocasiones más especiales como una visita de la Reina del Reino Unido, pero al final nada de nada, ni tan siquiera invitarle a almorzar juntos como ya hiciera con Zapatero en el 2009. Una mera reunión de trabajo y punto, de hecho, la Casa Blanca ha catalogado éste encuentro de “visita oficial de trabajo”, mientras que la visita de Hollande el mes que viene sí será catalogada de “visita oficial de estado”.

Pero la puntilla la ha dado el portavoz de la Casa Blanca, persona que atiende a los medios y cuyo trabajo consiste en estar muy bien informado de todo cuanto se mueve en ese edificio (más detalles de ésto en la serie “El ala oeste de la Casa Blanca”). Pues bien, resulta que el portavoz tiene un “lapsus” y confunde a España con México, sólo que… éstos lapsus no suceden por casualidad, el portavoz de la Casa Blanca no es un profesional mediocre, sino alguien muy sutil.

No es que la administración Obama quiera dejar claro que no le gusta España, más bien no querrá ser asociado con un presidente que gobierna de forma totalitaria y fascistoide al tiempo que incumple absolutamente todo su programa electoral, reprime a los ciudadanos, reprime la libertad de expresión y ahora además prohibe el aborto.

Obama debe hacer su trabajo y llevar a cabo la reunión para mantener sanas las relaciones entre USA y España, pero al mismo tiempo debe conseguir distanciarse de un presidente que apesta a rancio antes de que ningún medio estadounidense le acuse de tener dudosas amistades.

Breve história de Inglaterra – Parte 1

Podría escribir sobre la historia de Reino Unido, pero resultaría tan compleja y larga que voy a centrarme en su personaje principal, Inglaterra, e intentar a través de ésta explicar un poco cómo ésta isla al norte europeo terminó convirtiendose en lo que es a día de hoy.

La historia de Inglaterra empezaría con la conquista de la isla de Britannia por parte del Imperio Romano, que llegó a conquistar desde el sur hasta el conocido muro de Adriano en el norte, límite con Escocia.

Durante 400 años los romanos asegurarían la paz y prosperidad en la región lo que fomentaria su desarrollo y homogeneización social en lo que terminaría convirtiendose en Inglaterra.

Sobre el Siglo IV, el Imperio Romano, acorralado por multiples invasores y enemigos e incapaz de reestructurar correctamente sus dominios terminó retirando sus tropas de Britannia para llevarlas cerca de Roma, dejando la isla en manos de sus aldeanos nativos, los bretones, en el 410 DC.

Ésto permitió a ciertos clanes germanos adentrarse en la isla por el sureste, conquistando el sureste de Bretaña sin demasiada dificultad pues las tribus nativas no estaban acostumbradas a defenderse ni sabían hacerlo. Encontraron cierta resistencia conforme se movieron al oeste, y es que los bretones, acorralados, tal vez mostraron que sí tenían dientes bajo lo que la leyenda cuenta pudo ser el mandato del famoso Rey Arturo (hay indicios pero no pruebas y probablemente no se llamaba Arturo).

A pesar de que los sajones fueron los que más se extendieron por la isla, fue el clan de los Anglos quien le terminó por dar nombre, y es que los anglos tenían asentamientos tanto al sur de Bretaña como al norte de lo que ahora es Francia. Puesto y que los europeos comerciaban con ellos y mantenían cierta comunicación con la isla a través de los Anglos, terminaron por llamarla “tierra de los Anglos” o “Angla-terra” en latín.

Continue reading Breve história de Inglaterra – Parte 1

La España de mis sueños

El otro día soñé, tal vez porque se acercaba tu día especial mi querida España, que estaba en una parada de autobús y a mi lado te encontrabas tú, ambos juntos y esperando tranquilamente a que llegara el nuestro.

Tu vestías de negro, de ese negro castizo que tanto te caracteriza. Y en mi sueño, aunque tu rostro era difuso pude apreciar una mantilla. Yo vestía con una camiseta de manga corta amarilla, mi color preferido y con el que mejor me caracterizo también.

Al llegar tu autobús nos dimos la mano, como de despedida, una despedida tierna y agradable, pues sabíamos que no estaríamos tan lejos. Al final de la calle tu autobús giró a la derecha y te perdí de vista.

Como en los sueños suele suceder, inmediatamente llegó el mío y subí al mismo, mientras buscaba un asiento el conductor empezó a arrancar y al llegar al final de la calle mi autobús giró a la izquierda.

Allí pude ver dos carteles, uno señalando a la izquierda en que pude leer “Democracia“, el otro indicaba dirección derecha y se leía “Necesitan más tiempo“.

Me senté junto a un asiento vacío, una señora me pregunta si el asiento está libre y le respondo que no es así, que estoy esperando a alguien. En ese asiento había una bandera como indicando tu nombre, era una bandera roja, amarilla y violeta.

Ojalá llegue el día en que esa España despierte, mientras tanto, os seguiremos reservando un asiento en éste camino que desde Cataluña estamos decididos a emprender.

Atentamente,

Un corazón libre, una mente despierta.

El amor de España

Tras el éxito de la Via Catalana, un éxito de convocatoria, civismo y ressò de una proclama justa, honesta y democrática, España ha puesto el turbo y se afana en mostrarnos su gran amor e interés en Cataluña.

En éstas semanas hemos podido leer cual tsunami artículos en medios afines a PP, afines a PSOE e incluso afines a unos chavales majos que dibujan un pájaro en sus banderas en los que se nos advertía de las consecuencias funestas de la independencia y de cómo ellos mismos muy amablemente se encargarían de hacer realidad ya que nos tienen mucho cariño.

Además, no han dudado en escribir y vociferar todas las cosas que echarán en falta si nos marchamos, motivo real de que les sobresalte tal posibilidad. Les preocupa que nos llevemos una parte importante del PIB, de la industria, del turismo y hasta les preocupa mucho las relaciones comerciales entre ambos.

Curiosamente, en su pirámide de joyas de Cataluña que preferirían no perder, los pobres se han olvidado de mencionar otras cosas que tenemos y también perderían, tal vez porque las valoran menos, pero lo cierto es que yo no he visto a España decir que si Cataluña se va será una pena porque ya no podrán seguir diciendo que el catalán es una lengua española, ni tampoco he visto decir que si Cataluña se va será una pena porque perderán los castellers o que si Cataluña se va echarán en falta su pa amb tomàquet.

No parece que nada de eso les importe, ni nuestra lengua, ni nuestra cultura, ni nuestras costumbres, ni nuestras inquietudes, lo único que aseguran echarán de menos de nosotros es nuestro dinero y nuestra industria, pero luego se reafirman en que los peseteros insolidarios somos los catalanes.

Hay quien pudiera pensar que se le ve mucho el plumero a esa España que nos acusa de muchas cosas de las que pecan ellos.

PD: Si alguien me dice quién es el autor de la foto, estaré encantado de ponerle un enlace.